Chanquete ha muerto
Chanquete ha muerto

HA YEGADO LA PRIVAMERA: CUANDO LA POESÍA SE DESCUBRE COMO MIERDA DE DIOS

Chanquete ha muerto

Cierto es: DIOS también caga. Pero, claro… no es lo mishmo. No es como cuando tienes uno de esos “movimientos intestinales épicos”, sea de guindilla vasca o de garrafón mesetario. DIOS, que lo sepas, nunca estuca la porcelana en vano: se limita (cual David con su fockin’ honda) a DAR EN EL CLAVO, liberar a Willy wiz full celebration, lo nunca vistoh, canela fina. Hace poesía de sus cagarros, de forma natural e inherente. Y no, no es un movimiento a tu alcance. PEEERO: gracias a esta edición de Chanquete ha Muerto, verás clarísimamente que estar (muy) cerca de la poesía escatológica de DIOS es más fácil de lo que parece.

A todo esto, LA PRIMAVERA Y SUS GOZOSAS PARTICULARIDADES: cúlmine de toda semilla que se precie, cénit de ciclos varios, punto más álgido y agudo de toda “llamadita natural”. Calorcito y esparcimiento, claro que sí.

Ahora, sumemos la poesía de la mierda de DIOS con los puntos álgidos de la primavera: he aquí la piedra rosetta de nuestro discurso de hoy. Y a pesar de lo mucho —MUCHO— que nos gusta explayarnos en nuestras entradillas de Podcast, hoy es uno de esos días que la cosa va a correr a vuestro cargo. Esto es, confiamos en que sepáis leer entre líneas y, por tanto, os hagáis responsables de lo mucho que hay que recoger en esta siega radiofónica de hoy. Policías nazionales, semen, viudas, gangstas y estancos: si no es eso un poema como la copa de un puto pino, que baje DIOS y que nos propine un mejor laxante… Si es que puede.

 

 

 

 

 
icon for podpress  Standard Podcast: Play Now | Play in Popup | Download (465)

Related Posts